El negocio de las farmacias

No hace mucho en una conversación salió a relucir el tema de algunos monopolios, oligopolios, cholletes o como les queramos denominar entre los que se encontraban entre otros integrantes esenciales las farmacias.

Y es que en ciertos sitios farmacias, estancos y otros herederos de una legislación peculiar se resisten a la libre competencia a que quien quiere, como en el caso de las zapaterías, monte uno y arriesgue su dinero. Con las famraias y los estancos no. Con ellos hay que pagar auténticos dinerales en traspasos y encima su número, como sucede con los bares en algunos territorios, tienen un n´mero que no se puede sobrepasar.

Yo he visto algunas webs como farmacontigo.es que de farmacia tienen poco y de cosmética mucho, y que en este caso no hay mayor problema en conseguir que se muevan buenas cantidades de dinero a través del comercio online. Sí, es claro que estamos más ante una parafarmacia que ante una farmacia propiamente dicha, pero el caso es que quien quiera abrir una farmacia en una calle no es libre de hacerlo aunque pague las licencias porque hay una regulación sobre su número.

Imaginemos que sucediera lo mismo con los abogados laboralistas. Un bufete de abogados en Granada, León o Madrid. Estaríamos ante un dilema puesto que no podría haber más de un cierto número y a partir de ahí habría que pagar fuertes cantidades por serlo.

Y quien habla de abogados habla de psicólogos, ingenieros o taxistas. Huy, taxistas. Si resulta que lso taxis tienen también que pagar traspasos. Si resulta que cualquier persona parece que no es libre de poder llevar en su coche a quien quiere y a cambio recibir una remuneración, aún siendo autónomo.

Imaginemos que abrimos una tienda de ropa de lactancia. ¿Sería lógico pensar que dicha actividad fuera vedada porque existiera una ley que la ropa para bebés lactantes solo pudiera comprarse en dos tiendas por cada cien mi habitantes? Cuando hablamos de ropa de lactancia, de farmacias, de taxis o de abogados hablamos de profesiones.

Y un aspecto de la libertad es que cada uno pueda abrir su propio negocio con libertad, desde un vendedor de coches ocasión en Lugo provincia hasta un abogado en León.

Deja un comentario